Select Page

A estas alturas, creo que estareis de acuerdo conmigo que cuanto más clientes entren a las tiendas, más posibilidades de venta existen, ¿verdad?

 

La célebre frase “Más clientes, más ventas” es verdaderamente cierta y estoy seguro que todos estamos de acuerdo con ella. Si no es así, quien piense lo contrario tiene un verdadero problema en su tienda y debería ponerse manos a la obra para solucionarlo. Si tenemos nuestra tienda llena de clientes con ganas de comprar (Si no tuvieran ganas de comprar, te garantizo que no acudirían a tu tienda) y el resultado es que no se vende, verdaderamente existe un problema importante que debería solucionarse. Puede que sean los empleados, puede que sea la tienda física y que necesite una reforma, puede que sea que el producto que se ofrece no es el que está buscando tu público objetivo (esto amigas y amigos, pasa de verdad. A modo de ejemplo, conozco un restaurante que según dicen en su propaganda, ofrecen servicio de carnes y verduras a la brasa y, cuando pides lo que están anunciando, resulta que, o no tienen producto, o el cocinero no a venido o el jefe no está, etc, etc. Lo triste de esto es que el restaurante siempre está lleno de gente, pero al igual que entran, salen.) También entra en juego la aptitud del mismo propietario o jefe de la tienda, aquel que, simplemente no está por la labor. Pasar, pasa. Os lo aseguro.
Si en una tienda con una afluencia importante de clientes no funciona, es necesario hacer un estudio de porqué está pasando esto para solucionarlo cuanto antes.

¿Qué hacer para que los clientes de tu tienda no se vayan de ella sin comprar?

En el caso que nos ocupa, es bastante normal que las tiendas de barrio e incluso alguna que otra mediana o pequeña empresa no dispongan o tengan pensado utilizar algún tipo de estrategia para incrementar las ventas, ya que es un recurso por desgracia muy poco utilizado. El motivo de esto es que estos tipos de negocios se construyeron en su día con pocos o ningún tipo de estudio de mercado, sin embargo he de decir que las ganas de trabajar de algunos propietarios y de sus colaboradores compensan la falta de planificación y la falta de estudios de mercado. Por desgracia, esto no es suficiente en la mayoría de las empresas con el problema al que nos referimos hoy, el que aún siendo buena la afluencia de clientes al establecimiento, sus ventas no sean las esperadas.

Un primer paso sería realizar un estudio del barrio en el que se encuentra la tienda para así conocer aspectos como, qué necesidades hay en dicha zona, que tipos de negocios hay y en el caso que exista más de una tienda del mismo sector y coincida con el nuestro, analizar también qué posibilidades existen de tener éxito, analizando aspectos como el precio, la calidad de los productos o el poder adquisitivo de los clientes del barrio.

Es  de todos conocido que si queremos que un establecimiento tenga éxito, el objetivo principal no es otro que satisfacer la necesidad de cada uno de los clientes que acuden a él. Dicho esto, paso a explicar una serie de consejos al respecto.

clientes-experiencia

 

  • Saber escuchar a los clientes y ser un buen observador. Este es uno de los puntos más importantes a tener en cuenta. Los consumidores son la piedra angular de cualquier negocio o empresa y sólo gracias a ellos podremos conseguir un buen desarrollo del negocio. Cuando nos acercamos a nuestros clientes, podremos conocer qué es el que les preocupa y ellos solos nos explicarán detalladamente que es lo que quieren y necesitan, para así cuando llegue el momento, podamos utilizar toda esta información para utilizarla a favor del negocio.

Un servicio impecable sólo es posible si la satisfacción de los clientes es inmejorable.

  • La experiencia de compra del cliente debe ser la mejor. Esta técnica, por suerte, es una de las más utilizadas para aumentar y potenciar las ventas de una tienda. Me explico: no se trata solo de ofrecer un buen servicio de atención a los clientes. Lo que los clientes buscan es una experiencia de compra diferente y diferenciadora. Debemos tener claro que ofrecer una experiencia de compra personalizada es importantísimo. Me explico: hacer que los clientes se sientan especiales haciéndoles recomendaciones que sean personalizadas, ya sean de artículos o servicios, llamarles por su nombre entre otras, son detalles que harán que no se sientan como un simple cliente.
    Poner al día el negocio con un sistema informático adecuado (TPV) que agilice el proceso de compra y que a su vez ofrezca un mayor control del establecimiento, también influirá de manera positiva en la experiencia de compra de los clientes y a su vez dará un ambiente de tecnología y modernidad al mismo. Esto no es sólo bueno para los clientes, sino que también influira a la hora de optimizar el tiempo y los recursos cuando estemos atendiendo a nuestros clientes. Aunque parezca obvio, existen tiendas de cierta envergadura que aún no disponen de un Terminal TPV para optimizar su trabajo.
  • Los empleados son un punto fuerte a la hora de potenciar las ventas en un negocio. Debemos pensar que los empleados son los que tienen el contacto directo con los clientes. En muchas ocasiones algo tan simple como un trato amable al cliente  hace que este vuelva a visitar nuestra tienda de manera constante, dicho de manera más técnica, es una excelente forma de fidelizarlo. Aquí es donde entra el empresario, el cual debe apostar por la formación y el reciclaje de los mismos, también potenciar a su vez la motivación y la confianza en la empresa y motivar a los empleados para así hacer que las ventas aumenten a la vez de fidelizar clientes. Si los empleados están agusto la tienda funcionará. Al contrario, si no es así, por muchos clientes que acudan a la tienda, no servirá de nada. A nadie le gusta trabajar desmotivado.

clientes-tpv

  • Ofrecer promociones es otro factor importante que no debemos olvidar. Las promociones tienen la capacidad de atraer a una gran cantidad de clientes a la tienda (a modo de ejemplo, ofrecer descuentos en los productos que tienen más demanda en la tienda, ofrecer promociones de 2×1, hacer regalos por una cantidad determinada de compra, etc.) Esta técnica acompañada de un poco de publicidad en las redes sociales o en los periódicos locales, hará que las promociones lleguen a mas público, aumentando así los resultados.
  • La competencia también forma parte a la hora de vender más. Es muy importante saber qué está haciendo nuestra competencia para hacer algo con lo que diferenciarte de ella y poder ofrecer a los clientes aquellos que la competencia no son capaces de darles. Si esto se consigue, pensad que los clientes visitarán más nuestro establecimiento que el de ellos, alejándonos así de la competencia.

clientes-comprando

Pues bien, estas recomendaciones son realmente efectivas y recomiendo a todos seguirlas, ya que conseguiremos aumentar las ventas y sobre todo conseguiremos tener a nuestros clientes satisfechos para que visiten nuestra tienda asiduamente, consiguiendo así una tienda llena de clientes comprando nuestros productos o servicios.

Hasta el próximo articulo, amigas y amigos.
Ramon Bermúdez. Reacciona Marketing.

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies